La radiación para el cáncer de próstata: ¿Buena para los pacientes o para la billetera del doctor?

   septiembre 11, 2017   

NUEVA YORK, NY–(Marketwired – Dec 18, 2013) – La cirugía robótica de próstata y la terapia de radiación son las dos principales modalidades de tratamiento para el cáncer de próstata. Sin embargo nuevas investigaciones sugieren que algunos doctores de próstata pueden poner sus propios intereses antes que sus pacientes. Durante un período de cinco años, los urólogos cuyos consultorios adquirieron equipos de terapia de radiación de intensidad modulada (IMRT) aumentaron sus recomendaciones de radicación en sus instalaciones en casi un 20 por ciento.

¿Es la ganancia financiera un mayor motivador que la atención de los pacientes de cáncer de próstata? Puede ser, según el nuevo estudio que destaca la ganancia financiera y ser propietarios de un equipo IMRT como los posibles motivadores en las recomendaciones de tratamiento de cáncer de próstata. La práctica de auto-recomendaciones de radiación aparentemente excesiva fue descubierta durante una revisión comparativa de cinco años de urólogos en prácticas privadas y centros de cáncer en todo Estados Unidos.

“Una noticia como esta afecta enormemente la relación entre el proveedor de atención médica y el paciente”, dijo el Dr. David B. Samadi, MD, presidente de urología, director de cirugía robótica en Lenox Hill Hospital. “Los pacientes confían en nosotros para recibir la asesoría de tratamiento en su mejor interés, particularmente cuando enfrentan algo tan serio como el cáncer de próstata”.

El estudio descubrió un drástico salto en las recomendaciones de radiación antes y después de la copra de equipo, y halló que el aumento es altamente desproporcionado con otras prácticas. Los urólogos que no auto-recomiendan su IMRT utilizan un promedio de sólo 1,3 por ciento durante el mismo marco de tiempo, lo que hace aún más difícil justificar el salto al 20 por ciento. El estudio aparece en el New England Journal of Medicine, http://www.nejm.org/doi/full/10.1056/NEJMsa1201141.

La radiación para el cáncer de próstata puede costar más de $35.000 por curso de tratamiento y el IMRT tiene las tasas de reembolso más altas de Medicare. Esa combinación puede presentar una oportunidad relativamente considerable para que los doctores se beneficien de la recomendación de cada paciente. Los tratamientos tales como la cirugía robótica de próstata y la radiación de semilla braquiterapia usualmente tienen la mitad del costo de la terapia de radiación.

Además de las preocupaciones éticas inherentes y los costos de atención médica inflados en estas auto-recomendaciones, la terapia de radiación excesiva no siempre es para el mejor interés del paciente. Según el Dr. Samadi, la radiación normalmente no es aconsejable como la primera línea de tratamiento para el cáncer de próstata localizado. Después de la radiación, la próstata está alterada de tal manera que la recurrencia de la enfermedad puede no ser tratable con cirugía, dejando pocas opciones para el paciente.

“La posibilidad de que estos pacientes hayan sido erróneamente guiados o dirigidos de manera inapropiada al tratamiento basadoen la ganancia financiera de sus doctores es verdaderamente un lamentable error”, afirmó el Dr. Samadi. “Sin embargo también debe ser un fuerte recordatorio para los pacientes sobre la importancia de una segunda opinión. Los pacientes deben tener una autodefensa y buscar asesoría de varios expertos de cáncer de próstata antes de tomar decisiones de tratamiento”.

       Artículos      

Reserve una cita con
Dr. David Samadi: